rallynoticias
prevencion salud
omp argentina
omp argentina
edox
facebook   tweeter
 
bancor
foto titular
Nota de Portada  |  Futuro | 2017-12-18
 

En busca de desvirtuar la escencia del rally... Se insiste para ampliar el calendario..

La retirada de Jarmo Mahonen de la Comisión del Rally Mundial ha dejado una antorcha encendida con poco de inocencia o de pensamiento personal.

Se parece más a un concubinato con la promotora que desde siempre ha realizado distintos esfuerzos en búsqueda de recaudar aún a costa de desvirtuar el concepto fundacional de la categoría.

El rally ha adquirido hace muchos años su mayoría de edad. Podemos decir que se corre desde hace un siglo aunque solo desde mediados de 1900 su calidad contra reloj se impuso a la regularidad.

Desde los 60 su disputa se transformó en un compendio de hazañas a lo largo de los miles de kilómetros de las más variadas calidades que conformaban cada prueba.

La resistencia física y mecánica elevaba a hombres y máquinas a calidades inconmensurables por efecto de la consistencia de cada desafío.

Algunas pruebas como el Rally de Marruecos del 76 imponía una especial de casi 800 kilómetros, a disputarse de noche en insidiosos terrenos desérticos que imponían más de 9 horas al mejor.

Es obvio que hoy ese tipo de endurance sería desproporcionada a todos los efectos, pero habla a las claras que la condición sustantiva de un rally implica inexorablemente la resistencia de los pilotos y también de las máquinas y quien crea que los WRC Plus actuales no son prototipos desarrollados para resistir, abren la puerta a un equívoco inestimable.

Nunca los constructores han desarrollado tecnologías tan consistentes como las actuales y ese es precisamente el valor a resguardar, por sobre la súper actividad en los Parques de Asistencia que pueden funcionar como en las 24 Horas de Le Mans con atracciones múltiples que no importan a la competición.

La búsqueda de reducir a 10 kilómetros las especiales ya ha levantado el polvo de las críticas y Michel Nandan claramente ha definido la instancia: ".. Un rallye es un rally y cada evento debe distinguirse de los otros con el máximo empeño de los organizadores.."

".. Pero el recorte auspiciado de las pruebas no tiene sentido porque ya lo practica el RallyCross con los mismos autos.."

".. Se pueden, por cierto, efectuar etapas cortas pero multiplicarlas y repetirlas en todos los eventos no es bueno para el depórte.."

Tommi Makinen es al momento el único de los constructores que visualiza cierto positivismo en la posibilidad. Obviamente Oliver Ciesla defiende en su caracter de promotor, buscando generar especialmente rallyes más abreviados que permitan ampliar al menos a 16 las fechas del calendario, algo que no convence a los equipos.

Buscan multiplicar variantes de espectáculos y ofertas en los centros de Asistencia, que por lógica solo se expondrán al público como gigantescos centro de ventas, con la excusa ya conocida en la pretensión de actualizar los medios con los que se convoca a los nuevos aficionados.

Negar o recortar la característica resistencia de los rallyes, parece propia de personajes que no aprecian que los aficionados quieren ver en el camino las pruebas clasificatorias y el trabajo de los pilotos y no vagar en escenarios con multitudes esperando o luchando por una foto autografiada.

M.G.
Rallynoticias.com

Mas noticias de Nota de Portada

2017-12-31

Felicidades...!!!

rn-310


310